Sociedad

¡Las universidades coreanas te obligan a tener citas!

Si son seguidores de Hallyu y le han gastado un poco de tiempo al estudio no solo de su música y dramas, sino al de su cultura, sabrán que hay muchas cosas que nos encantan y otras que naturalmente rechazamos. Así mismo encontramos las que simplemente son extrañas, hasta el punto de preguntarnos ¿por qué?

Ese es el caso de varias universidades de Corea, donde se implementaron cursos obligatorios en la que los estudiantes deben salir entre ellos para posteriormente documentar sus citas como trabajos. Sí, sé que esto es un poco loco, pero es cierto. Corea del Sur es una de los países con menos natalidad en el mundo, así que siempre han intentado superar los números y evitar que aquella sentencia que dijo que Corea del Sur desaparecería en unos 500 años, no se cumpla.

Para nadie es un secreto que para los surcoreanos es indispensable contraer matrimonio antes de los 30 y tener hijos. Claramente todo va ligado a la forma en que su país funciona. Los padres se han encargado de sembrar en sus hijos lo que el país necesita para mantenerse, porque todos sabemos que los coreanos viven sometidos a su cultura y a vivir por el desarrollo de su país. A eso se debe su riguroso sistema educativo, las extensas horas laborales, y la necesidad de relacionarse solo entre ellos, por la prevalencia de la raza coreana.

Anteriormente les compartimos un artículo sobre el Danil Minjok, y como este fue enseñado obligatoriamente en las escuelas hasta hace poco, llevando a que los coreanos se comprometieran a procrear solo con coreanos, porque de lo contrario la raza perdería pureza y posteriormente dejarían de existir. No obstante, estos cursos de citas obligatorios nacen como producto de la negativa de las nuevas generaciones a contraer matrimonio y tener hijos. Los que toman la decisión de casarse deciden no tener hijos o bien no tener muchos hijos.

En la Universidad de Dongguk en Seúl, la profesora Lee Eun Joo, dicta a sus alumnos una clase de matrimonio y familia. Durante la clase se encarga de enseñar anuncios de juguetes europeos que desafían los estereotipos de género, tal como son las imágenes de niños pequeños que empujan coches de bebes y niñas jugando con herramientas. Esto con el fin de ayudar a los jóvenes a entender mejor las relaciones y encontrar la pareja adecuada.

A pesar que el gobierno coreano ha invertido miles de millones de dólares en iniciativas que ayuden a incrementar la fertilidad en las últimas décadas (esto incluye aumentar la licencia de paternidad y pagar por tratamientos de infertilidad), Corea del Sur registró en el 2017 su peor índice de natalidad en la historia.

Las mujeres coreanas cada vez se rehúsan más a ser solo amas de casa y como nos podemos dar cuenta, las iniciativas realizas por el gobierno solo van dirigidas a beneficiar al pueblo masculino, mientras que a las mujeres les tocaría someterse a lo que desencadene de eso. Y es debido a todo esto que en la sociedad surcoreana ha surgido algo que todos conocen como la “Generación Sampo”. Sampo significa renunciar a tres cosas: El cortejo, el matrimonio y la crianza de hijos.

Todo esto hace parte de una protesta “silenciosa” de una modernidad comprimida que lucha por conseguir una estabilidad financiera y alcanzar esa independencia económica deseada, la cual se hace cada vez más imposible por el lento crecimiento y el desempleo.

Hace unas décadas lo ideal era que la mujer coreana una vez contraía matrimonio renunciara a su familia y se integrara a la de su esposo en la posición más baja de la jerarquía del hogar; hoy en día son temas que las parejas suelen dialogar antes de contraer matrimonio. Sin embargo vemos como la mujer sigue renunciando al apellido de su familia para adquirir el de su esposo.

Debido a todos los aspectos negativos que la generación Sampo ve que surgen de tener una vida de casados, las universidades de Corea del Sur tienen cursos que obligan a los estudiantes a salir con sus compañeros. Los estudiantes tienen que salir con 3 personas asignadas al azar y en momentos distintos.

Los cursos sobre citas, sexo, amor y relaciones están tratando de aumentar el acoplamiento y, finalmente, la tasa de natalidad. El Instituto de Salud y Asuntos Sociales de Corea estima que para 2100, casi la mitad de la población de Corea del Sur (48,2%) tendrá 65 años o más.

Los estudiantes suelen decirle a estos cursos citas obligatorias (y realmente lo considero una vulneración a sus derechos), no obstante los docentes prefieren llamarlo “Juego de parejas”. Las parejas realizan tareas que pueden enfrentar a futuro en una relación real. Ya sean citas, planear una boda o hacer un matrimonio que abarque todo. Desde la división de tareas domésticas a estilos de crianza de hijos. Estos cursos tienen inmersos la educación sexual.

Peter McDonald, profesor de demografía en la Universidad de Melbourne, dijo a la BBC que explicar sobre la menstruación a estudiantes de veintitantos años puede parecer extraño, pero Lee dice que las escuelas se enfocan en enseñar cómo evitar el embarazo en lugar de dar información para sentirse más seguros en torno al sexo y el control de la natalidad. Aún queda por ver si este tipo de educación puede ayudar a aumentar los nacimientos. Corea del Sur también trató de ser creativo en sus propias iniciativas.

En 2010 ordenó a los empleados del Ministerio de Salud, Bienestar y Asuntos Familiares de Seúl que se fueran a casa temprano un miércoles al mes. Pero eso no motivó a los trabajadores a irse a casa para procrear. McDonald opina que los esfuerzos de Corea del Sur para aumentar la fertilidad son inútiles sin cambios sociales más amplios. Para los estudiantes, el curso trata tanto de conocerse a sí mismos como de adoptar una actitud positiva hacia la vida familiar. Mientras que la profesora Lee considera que a los estudiantes no se les enseña “a encontrar a una persona perfecta, sino a encontrar qué tipo de persona les conviene más”.

Leydi Botía

hanadultalk@gmail.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s