K-Pop

¿Fosas humanas en Corea del Sur?

A principios de 2011, la provincia de Kyeongnam se vio envuelta en un sinnúmero de rumores e historias que sembraron el pánico en el pueblo y acabaron por ser publicadas en las redes sociales. Hasta la fecha no hay registros sobre esto, así que puede que todo resulte ser falso, o tal vez sea la forma en que las autoridades ocultan el hecho que perdieron el control de las cosas.

Desde finales de 2010, Corea del Sur se vio afectada por el brote de la fiebre aftosa, la cual también es conocida como glosopeda que viene siendo una enfermedad viral altamente contagiosa producida por un virus llamado picornavirus que afecta al ganado produciendo altas temperaturas corporales, la erupción de aftas o úlceras en la boca (iguales a las aftas humanas o placas), ampollas en las pezuñas y ubres y también el deterioro físico. Muchas personas se vieron en la obligación de matar su ganado para así evitar la propagación del virus, por lo que durante ese año fueron “usuales” las fosas comunes para sepultar ganado.

El terror de Kyeongnam inicia la mañana en que un hombre aseguraba que de camino al trabajo debía pasar cerca de un de esas fosas y se asombró al escuchar una voz que provenía de allí, así que luego de dar aviso y que otras personas ayudaran a ver lo que sucedía, descubrieron el cuerpo de una persona que se debatía entre la vida y la muerte. Le prestaron los primeros auxilios y ya con presencia de la policía lo remitieron a un centro hospitalario donde recibiría la ayuda necesaria.

Cuando inició la investigación se descubrió que este hombre había sido arrojado a su suerte en aquella fosa luego de ser torturado por un prestamista que estaba buscando su dinero de vuelta, además aseguraba que él no era la única víctima de ese sujeto. Así que la policía trabajó sigilosamente y ordenaron inspeccionar las fosas comunes de los animales muertos por fiebre aftosa, y alrededor de todo el país se encontraron restos humanos en medio de los cadáveres animales. Se llegó a decir incluso, que en una de las fosas se hallaron más de 10 cuerpos humanos.

El rastro no se dirigía ahora al de un prestamista, sino al de un asesino serial, porque todas las personas presentaban síntomas de tortura y habían sido arrojados a la fosa para morir. Dado que no tenían pistas y no había nada que les ayudara por más que investigaran y por más que tuvieran un testigo con vida; la policía le prohibió a los medios la propagación de la noticia, para evitar que el país entero se sintiera amenazado.

No obstante, son muchas las personas que no creen en esto y aseguran que todo se trata de un rumor malintencionado. Así mismo están los que consideran que el hecho que existan este tipo de noticias, reflejan la desconfianza que el pueblo tiene en sus gobernantes y que estas cosas suelen ser las que más temen. Pese a vivir en uno de los países más seguros del mundo, nos muestran constantemente que incluso ellos se sienten inseguros.

El año pasado, Corea del Sur se vio afectada una vez más por la fiebre aftosa, razón por la que la historia de las fosas comunes resurgieron, y aunque no es algo que se tome por los ciudadanos como un hecho certero, la verdad es que se ha convertido en una de las leyendas urbanas surcoreanas más populares.

 

Leydi Botía Martínez

Hanadultalk@gmail.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s